jueves, 18 de diciembre de 2014

Feliz Navidad

Os deseo una feliz Navidad a todos los lectores de este blog.
Os estoy muy agradecido a todos y os abrazo a todos.
Muchas gracias por visitarme con asiduidad. Es algo fantástico.

El año pasado me dejé llevar por mis más angustiosos sentimientos y os endiñé una muy dura y descorazonadora felicitación de Navidad. Las circunstancias no es que hayan cambiado sustancialmente, pero no es bueno andar quejándose siempre. Por el contrario, lo obligado es agradecer lo que tenemos, celebrar lo que somos y lo que conservamos, y añorar con ternura lo que hemos perdido.
Yo, por mi parte, tengo mucho que celebrar y que agradecer, y así lo hago. Deseo que vosotros también tengáis buenos motivos para disfrutar y para alegraros.

Un abrazo, de todo corazón.

Permitidme que os dedique esta especie de villancico laico, y acogedlo con el mismo cariño y la misma emoción con que os lo pongo.

Sí. De nuevo Ben Webster, el gran saxo tenor, con su pequeño sombrerito, sus ojos saltones y su babeo sucio. Es una de mis debilidades.


Esta vez hace una versión muy sui generis de la famosísima canción tradicional irlandesa Danny Boy.

Oh, Danny Boy, las gaitas están llamando
de valle a valle, y bajo la ladera de la montaña.
El verano se ha ido, y las rosas van cayendo.
Eres tú, debes irte y yo debo aguardar.
Pero regresa cuando el verano esté en la pradera
o cuando el valle esté silencioso y blanco con la nieve.
Yo estaré aquí haga sol o haga sombra.
Oh, Danny Boy, te quiero tanto.
Y cuando vengas y todas las hojas mueran,
si estoy muerta, como bien podría ser,
tú vendrás a encontrar el lugar donde yazgo
y de rodillas dirás un “Ave” para mí.
Y lo escucharé, por muy suave que pises sobre mí,
Y toda mi tumba será más cálida, más dulce.
Tú te inclinarás y me dirás que me amas
y yo dormiré en paz hasta que vengas a mí.
Bueno, muy navideña no es que sea la canción, pero os aseguro que en estos días siento que me acerco suavemente a mis seres queridos que ya no están y les digo un "Ave".
Feliz Navidad.

6 comentarios:

  1. Aprovecho el saxo cálido de Ben para desearte también, unas felices fiestas y un buen año 2015 para ti y para todos..
    De este 2014 pocas cosas se pueden salvar y de esas pocas cosas yo salvaria tus post, que han sido, este año, tan excepcionales como extraordinarios, y eso, para los que te seguimos, ha sido un disfrute literario de primera y un tremendo regalazo...
    Felicidades.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Feliz Navidad Jose Ramon, me tienes enganchado a tu blog. Danny boy es de mis canciones favoritas, pero la versión del Tigre de Gales, Tom Jones. Te dejo el enlace: http://youtu.be/waEAZg0yP3A

    Te deseo una muy feliz Navidad y un próspero 2015.

    ResponderEliminar
  3. José Ramón, las gracias te las damos los lectores a ti, pues si no volcaras aquí tu sabiduría, no podríamos entrar a disfrutarla.

    Felices Fiestas.

    ResponderEliminar
  4. Saludos mi amigo, que vengan muchos más posts, muchos más libros y muchas más recomendaciones musicales!
    Sos un genio!!!
    Un abrazo desde el otro lado del mundo y que tengas unas fiestas muy felices.

    ResponderEliminar
  5. Bueno, pues gracias por compartir a este saxofonista que no conocía. (Tampoco es que conozca a tantos, pero éste me ha dicho "algo") ☺

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ben Webster es uno de mis saxofonistas preferidos. Un grande.

      Eliminar